You may like:

Contáctenos al: +56 2 3210 0048

Colegio Inmobiliario

Crisis potenciaría mercado de arriendo de vivienda

Expertos estiman que las ventas de casas y departamentos bajarán -la opción de endeudarse pierde fuerza en el actual escenario- y aumentará la demanda por alquileres.

Salas de venta de casas vacías. La incertidumbre por la que atraviesa el país por la crisis sanitaria global podría tener un efecto directo en el mercado de las viviendas. De acuerdo a expertos inmobiliarios, en tiempos de crisis las personas tienden a postergar decisiones de compra de propiedades.

«Al no tener la seguridad de que se podrá mantener el nivel de ingresos, la opción de endeudarse pierde fuerza», afirma Reinaldo Gleisner, consultor del Área de Brokerage de Colliers International.

Para la clasificadora ICR, la situación es clara: el sector inmobiliario en Chile mostró una contracción significativa luego del estallido social de octubre, lo que no logró recuperarse los meses siguientes.

Así, previo a la llegada del Coronavirus a Chile las promesas netas valorizadas disminuyeron 24,7% en enero de 2020, mientras que en unidades se redujeron 30%.

«Dado lo cauto que se encuentra el mercado por las incertidumbres presentes en nuestro país y en el mundo, no se espera una recuperación para 2020, sino que las disminuciones de promesas evidenciadas en el último trimestre de 2019 podrían replicarse durante este año», prevé la agencia.

Humphreys coincide. Destaca que el sector inmobiliario se afectará por una fuerte disminución en las ventas y por un desfase en el inventario de viviendas terminadas (por interrupción en las obras). «Volviendo a una mayor normalidad, se espera que la velocidad de ventas pierda dinamismo producto de un mayor desempleo y mayores restricciones de los bancos para el otorgamiento de créditos para la adquisición de viviendas», estima la clasificadora.

Dado este complejo contexto, se espera que las ventas de viviendas bajen y cobre fuerza el mercado de arriendos. Esta tendencia se comenzó a visualizar hacia fines del año pasado, producto del conflicto social, lo que quedó en evidencia en el último Informe Trimestral de Viviendas elaborado por el área de Research de Mercado Libre, el que señaló que las solicitudes para arrendar aumentaron en un 11% en el último cuarto del año frente al periodo anterior.

Esto ha potenciado el mercado de multifamily, con una tasa de vacancia que se ha mantenido en niveles entre el 2% y 3%, incluso con proyectos sin departamentos disponibles, producto de la gran demanda por arriendo de buenos edificios, operados para la renta por empresas especializadas, afirma Juan Pablo Amenábar, gerente del Área de Multifamily de Colliers International.

No obstante, según la clasificadora ICR, si bien la renta residencial es resiliente, está expuesta a un deterioro en las condiciones del mercado laboral en el mediano plazo. «Por el lado de la renta residencial, si bien la exposición a actividades comerciales es muy baja, donde al igual que en edificios de oficinas, las plantas bajas se destinan a uso comercial, esperamos que una profundización y prolongación de la crisis pueda tener efectos negativos que se reflejen en aumentos en morosidad como consecuencia del deterioro en el mercado laboral», dice la agencia.

A su juicio, la renta residencial exhibiría una sensibilidad relativamente baja, y una profundización del teletrabajo permitiría mitigar los efectos negativos del deterioro en el mercado del trabajo, además de reforzar la necesidad del uso de la vivienda como espacio laboral durante la crisis.

De acuerdo a Juan Pablo Amenábar, el mercado de multifamily en Chile está recién comenzando, pero a pesar del poco tiempo que lleva en operación ha sido impresionante la rapidez con la que se han multiplicado los proyectos.

«Si analizamos las cifras desarrolladas por nuestra área de estudios, solo durante 2019 ingresaron 9 torres de edificios de renta residencial a la Región Metropolitana, que sumaron más de 2,700 unidades de departamentos nuevos disponibles para la renta. Lo que implica un inventario de 44 edificios con un total de 10,448 viviendas al cierre de 2019», afirma.

El ejecutivo de Colliers afirma que en Estados Unidos ha quedado demostrado que, en tiempos de crisis, la renta residencial se ha mantenido firme en comparación a otros tipos de activos inmobiliarios.

«El tema es de riesgos, el multifamily tiene un riesgo demográfico, por lo que mientras existan familias que requieran un lugar para vivir en buenas condiciones y con un buen nivel de servicios, como los que entregan los edificios de multifamily, la demanda por arriendos seguirá latente e incluso aumentará. De acuerdo a las características del mercado chileno el modelo de multifamily se replicará de la misma manera que en Estados Unidos, siendo un medio de inversión que asegura una rentabilidad estable», sostiene Amenábar.

Fuente: df.cl

Abrir chat
Powered by